euskadiko langile komisioak | 26 mayo 2024.

CCOO denuncia que las mutuas están intentando ocultar accidentes de trabajo en el sector de la seguridad privada

  • El sindicato ha conseguido en fechas recientes el reconocimiento del origen profesional de dos casos que habían ocurrido en tiempo y lugar de trabajo y que Fremap y MC Mutual han intentado derivar a enfermedad común.

10/10/2022.
Foto de archivo

Foto de archivo

CCOO alerta de que el intento de las mutuas por ocultar el origen profesional de las patologías que se derivan de las condiciones de trabajo, con el perjuicio, especialmente económico, que esto conlleva para las personas afectadas, se está recrudeciendo especialmente en el sector de la seguridad privada. Por la gran presencia de riesgos de origen psicosocial que se dan, este sector es especialmente vulnerable para que las mutuas desplieguen esta práctica.

La dirección provincial del Instituto Nacional de la Seguridad Social en Bizkaia ha reconocido que el ataque de ansiedad que sufrió el vigilante seguridad F.L.O. en septiembre de 2021 es un accidente de trabajo, según lo establecido en el artículo 156 de la ley General de la Seguridad Social. F.L.O. pertenece a la empresa Delta Seguridad SA y realiza tareas para el Departamento de Justicia del Gobierno Vasco en juzgados y centros de menores. El ataque sobrevino en un momento de gran carga de trabajo, que agravo la situación de responsabilidad que el puesto requiere. Pese a todo esto, la mutua Fremap no consideró que lo acontecido constituía un accidente de trabajo, lo que ahora sí ha considerado la Seguridad Social tras la denuncia de CCOO.

También el Juzgado de lo Social Nº5 de Bilbao ha emitido una sentencia en la que reconoce que el síncope sufrido por F.J.C.R., vigilante de seguridad de Protección y Seguridad Técnica SA (PROSETECNISA) que realiza esta labor en la estación de tren de ADIF de Abando, en Bilbao, es un accidente laboral igualmente por ocurrir en tiempo y lugar de trabajo. 

Tal y como hizo público CCOO en octubre del pasado 2021, la Seguridad Social ya dio la razón a este trabajador y reconoció el hecho como de origen laboral, pero MC Mutual, mutua responsable de la gestión de las contingencias profesionales de PROSETECNISA, presentó una demanda con el objetivo de impugnar la resolución del INSS. La sentencia no se limita a establecer que el síncope se desencadenó en tiempo y lugar de trabajo, hecho que sería suficiente para calificarlo como accidente laboral, sino que además afirma que para la profesión de vigilante de seguridad “es público y notorio que determina momentos de estrés y tensión”.

CCOO quiere recordar que el personal de seguridad privada de la estación de Abando no sólo vive las situaciones de carga mental, toma de decisiones y apremio características del sector. En este centro de trabajo se están sucediendo las agresiones al citado personal, lo que sin duda influye en la salud psicosocial del mismo. El propio F.J.C.R. sufrió en abril de 2020 una agresión por parte de un usuario de la estación, que le rompió las gafas.