euskadiko langile komisioak | 4 marzo 2024.

La Mesa General arranca con los mismos fallos de anteriores legislaturas

    La Mesa General del lunes como lo ha sido durante los últimos años, ha vuelto a ser principalmente una reunión informativa, en la que Función Pública ha vuelto a exponer sus decisiones más que intentar iniciar una negociación.  

    15/12/2020.

    Por un lado, se vuelven a citar las plazas que ya se han anunciado para diferentes OPEs (las 836
    de Irakaskuntza, 1.002 de Osakidetza y 700 de Ertzaintza); por otro, se anuncia que el Gobierno Vasco ha decidido subir un 0,5% la aportación a Itzarri a partir de diciembre de 2020. 

    No se puede olvidar que las aportaciones a Itzarri, en el fondo, son salario diferido. Así que es de nuevo el Gobierno Vasco quien está decidiendo, unilateralmente, la retribución. Además, como estaba acordado desde 2010 que la aportación sería del 3%, esta propuesta sigue manteniendo las políticas de recortes tantas veces denunciada. Hay que recordar, así mismo, que las subidas en las aportaciones, las hizo el Gobierno Vasco mediante los Fondos Adicionales del Acuerdo alcanzado por CCOO en la Mesa estatal, sin ninguna negociación de esos fondos.

    Respecto a la propuesta de acuerdo de contrato de relevo para el personal de las Administraciones Públicas, la intención de Función Pública es extender solo un año la fórmula actual. Es decir, se habilita el contrato de relevo para el personal que accediese al contrato de relevo entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de 2021. Para el Área Pública de CCOO de Euskadi la jubilación parcial sigue siendo una herramienta de reparto del empleo, por lo que no debe escatimarse en ella. Esta propuesta se llevará a la próxima Mesa General de enero. 


    En el último punto, el del Marco Presupuestario, se nos plantea que no van a proponer una bajada de salarios de las empleadas y empleados públicos pero, quieren incluir en los presupuestos que sus retribuciones anuales, incluidas las variables, no podrán superar en un 0,9% las del 2020. De nuevo, el Gobierno Vasco, en vez de funcionar como motor de la economía, decide optar por las políticas de recortes que ya conocemos y que sean de nuevo las mismas personas de siempre quienes paguen la salida de las crisis.


    Por todo ello, el Área Pública de CCOO de Euskadi considera absolutamente insuficiente y esesperanzador el arranque negociador (¿) de este nuevo equipo que no sabe –o no deseasalir de la telaraña dministrativa creada para evitar una negociación verdadera.