CCOO consigue que el departamento de salud del Gobierno Vasco entregue mascarillas y guantes para Auxiliares de Ayuda a Domicilio

    Ante las denuncias de CCOO frente a EUDEL y las empresas del sector de Ayuda a Domicilio hemos conseguido que se entreguen 223.000 mascarillas y guantes para las trabajadoras.

    26/03/2020.

    Desde primeros de marzo, CCOO ha estado reivindicando y denunciando la falta de medidas protectoras para las trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio de Euskadi (SAD), cuyo trabajo esencial en el cuidado de las personas dependientes. Esta falta de EPIS hacía peligrar la salud tanto de las personas usuarias como de las propias Auxiliares.

    Desde CCOO se interpusieron demandas contra varias empresas ante la Autoridad Laboral por incumplimiento en la obligada entrega de EPIs a las trabajadoras. También se denuncio públicamente a EUDEL, Ayuntamientos y Mancomunidades por su falta de implicación ante esta lamentable situación ya que parecía no importarles la salud de la ciudadanía más expuesta a una infección del COVID-19.

    Toda esta labor y presión de CCOO, se ha visto recompensada este pasado miércoles con la entrega por parte delDepartamento de Salud del País Vasco de 223.640 mascarillas y la misma cantidad de guantes a ayuntamientos y mancomunidades destinados al personal que realiza el Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD). La consejera de Salud del País Vasco, Nekane Murga, ha indicado que “este material entregado a los ayuntamientos se repartirá específicamente entre el personal del SAD que presta cuidado en el domicilio a personas que nos son capaces de auotocuidarse”.

    Desde CCOO valoramos que la entrega de este material es un avance importante, pero creemos que se tiene que garantizar su dotación en el futuro además de añadir otro tipo de EPIs como gafas, batas desechables, geles desinfectantes y delantales de plástico.

    Por último, queremos trasladar nuestra máxima condena a las direcciones y mandos intermedios de algunas empresas del SAD, que están amenazando y exigiendo a las trabajadoras cumplir los servicios sin las medidas de seguridad pertinentes. Una vez se supere esta grave situación, tomaremos las medidas legales oportunas para que no se vuelvan a repetir estas vergonzosas actuaciones. Desde CCOO exigimos respeto a las Auxiliares de Ayuda a Domicilio que siguen asistiendo a su trabajo y que sin su labor de cuidado, vigilancia y presencia en los domicilios de las personas dependientes, no se podría garantizar una vida digna en muchos casos.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.