Condenan a Izar Construcciones Navales al pago de un recargo de prestaciones del 40% por un trabajador fallecido debido a la exposición al amianto en La Naval

    La sentencia considera que “la empresa no actuó con la diligencia debida” puesto que no se acredita la adopción de medidas de prevención frente al amianto.

    CCOO llama a no bajar la guardia en las empresas en las que aún se trabaje con exposición al amianto, como está ocurriendo estos días en el vertedero de Zaldibar

    28/02/2020.

    El Juzgado de lo Social Nº8 de Bilbao ha emitido una sentencia por la que se condena a Izar Construcciones Navales SA al pago de un recargo del 40% de todas las prestaciones originadas a raíz del reconocimiento de la enfermedad profesional de J.I.C.D. por la exposición al amianto en su puesto de trabajo en el astillero La Naval. El recargo de prestaciones ha sido dictado debido a la ausencia de medidas preventivas frente a la exposición laboral al amianto y, al haber fallecido el trabajador, el incremento del 40% se aplicará exclusivamente a la pensión de viudedad de su cónyuge.

    J.I.C.D. se jubiló en octubre de 2012 y falleció en diciembre de 2016 debido a un cáncer escamoso de pulmón provocado por el amianto. Según el informe elaborado por Osalan estuvo expuesto a este material en su puesto de trabajo como soldador en La Naval durante los años 70, 80 y 90. Como equipo de protección individual para las vías respiratorias al principio se le facilitó una gasa que posteriormente fue sustituida por una mascarilla de papel con carbono.

    Aparte de esto, la sentencia considera que “la empresa no actuó con la diligencia debida” puesto que no se acredita la adopción de medidas de prevención frente al amianto, como es la evaluación y control del ambiente de trabajo, ya que desde 1961 se regulaba la concentración máxima permitida. Tampoco constan la realización de reconocimientos médicos específicos ni la señalización específica de riesgo de amianto.

    La empresa no se preocupó de incluir al trabajador en el listado de personas trabajadoras, activas o no, probablemente expuestas al amianto que gestiona Osalan, trámite necesario para que se le realizase la vigilancia post-ocupacional de la salud y que habría posibilitado una detección precoz de la dolencia.

    El responsable de salud laboral de CCOO de Euskadi, Alfonso Ríos, ha exigido a todas las empresas en las que se trabaje con exposición al amianto que extremen las medidas preventivas. Al estar prohibido el uso y comercialización de cualquier tipo de amianto desde el año 2.002, el ejemplo más característico de esta realidad son precisamente las empresas dedicadas a retirar el amianto instalado. En este sentido, CCOO tiene muy presentes los trabajos que se están llevando a cabo estos días en el vertedero de Zaldibar, en los cuales hay exposición al amianto de forma constante desde hace 22 días.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.