CCOO considera inadmisibles las palabras de Arantza Tapia sobre Euskaltel y censura su connivencia con las medidas que se están llevando a cabo

    El sindicato teme la deriva a la que se dirige Euskaltel y que esta “arrolle” tanto a gran parte de la plantilla como a parte del colectivo de personas que forman parte de las empresas que colaboran con Euskaltel. También respecto a la rentabilidad y por tanto de la viabilidad de todas ellas.  CCOO urge a los agentes implicados a corregir errores, a tomar medidas que eviten un mal mayor en Euskaltel (que lo habrá con seguridad si se sigue sin hacer nada) a depurar responsabilidades empresariales y políticas y de que la opinión pública tome conciencia de la nefasta gestión realizada por cada uno de los responsables de todas las partes implicadas en el caso de Euskaltel.

    14/06/2019.
    Sede Euskaltel

    Sede Euskaltel

    CCOO ha manifestado su total rechazo y condena a las reiteradas declaraciones públicas de la consejera de Desarrollo Económico del Gobierno Vasco respecto de la situación de Euskaltel, y a las medidas que el nuevo CEO está aplicando.

    Para CCOO no es admisible que la consejera enmarque estas acciones en la gestión habitual y en la toma de medidas, tampoco es tolerable que defienda que "hay que ver cómo se va materializando lo que sobre el papel puede ser un plan apropiado". "De aquí a unos meses podremos decir que va por el camino adecuado o que no nos gusta nada y que quizás habrá que tomar algunas medidas", esto supone carta blanca a las acciones que se están poniendo en marcha y que se puedan ir desplegando con posterioridad. Porque tomar medidas cuando el daño esté hecho ya no sirve para nada. Esa parece que sigue siendo la actitud del Gobierno vasco, llegar tarde, no asumir las problemáticas, especular y no tomar por tanto decisiones que traten de evitar el problema o de proponer alternativas que vayan encaminadas a solucionarlo o paliarlo.

    Y están dejando evidencias de sus permanentes coladuras y rectificaciones. Antes lo hicieron con el arraigo, CCOO se lo dejó bien claro también en la Comisión del Parlamento Vasco y declaraciones posteriores de la portavoz ya se hacían corregidas, y ahora lo harán con respecto a su justificación respecto de las medidas que se están tomando en Euskaltel, con cumplir que no iban a entrar a cuchillo, con su aval a todas ellas o con lo adecuado del plan de Zegona y la inexistencia del riesgo en Euskaltel.

    No hay que olvidar que la multa y el pago de casi 300 Millones € por la ruptura con Amena-Orange, que el alto endeudamiento de Euskaltel como consecuencia de ello, que la externalización de casi 80 personas, que el reparto de más de 41 Millones € entre 25 directivos en la salida a bolsa, del pago de casi 1.900 Millones € por R y Telecable (con la entrada de Zegona tras esta última) y de otras malas decisiones estratégicas han conseguido posicionar a Euskaltel en la situación actual. En una empresa nacida de capital público y tutelada desde las instituciones.

    Para CCOO a esta situación se llega porque los últimos años se ha visto como Kutxabank desinvertía mientras Zegona compraba. Acusan al Presidente, los máximos dirigentes de Kutxabank, de Gobierno Vasco y del propio Consejo de tener una evidente y alta responsabilidad respecto de la actual situación de Euskaltel. Y hasta ahora nadie ha asumido responsabilidades, como es habitual. Desde el sindicato advierten de que saben mucho, lo esconden y lo manipulan para evitar que les pase, una vez más, factura por los errores cometidos. La cita de Arantza Tapia sobre que “Zegona está cumpliendo”, reitera conocimiento y coparticipación en las medidas traumáticas actuales y futuras.

    Comisiones Obreras asegura que la empresa, el Consejo y el propio Gobierno vasco, son conocedores, por las declaraciones públicas realizadas en los últimos días, tanto de la hoja de ruta marcada por el nuevo CEO como del impacto que esta está causando y va a causar en el empleo en el grupo Euskaltel y en todo su entorno. Y siguen sin hacerlo público

    Hay máxima preocupación por lo que está pasando y se teme que continúe no solo en los próximos días. También que se pueda extender en el tiempo y con mayor virulencia para evitar la aplicación del art. 51 del E.T. respecto al despido colectivo y, por tanto, el establecimiento de un ERE encubierto. Como es habitual en Euskaltel, la transparencia y la información de las medidas que se van adoptando, son aspectos que no se cumplen. Hay total opacidad y no se informa absolutamente de nada.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.